Hablando palabra de bendición

Efesios 4:29

“Ninguna palabra corrompida salga de vuestra boca, sino la que sea buena para la necesaria edificación, a fin de dar gracia a los oyentes.”

Señor muchas veces  he dejado de considerar el impacto de mis palabras. Pero las cosas que digo e incluso el significado que hay detrás de ellas tienen un impacto enorme en los oyentes. En un sentido, mis palabras son regalos que puedo entregar. Mis palabras pueden ser un regalo de alabanza para ti o un regalo de ánimo para un amigo. 

Sé que he dicho cosas con frecuencia que son molestas, quejosas, insultantes, degradantes o simplemente inútiles. Lamento haber sido tan irresponsable con mi lengua. Quiero hacer valer mis palabras. Ayúdame a ser más reflexivo en mis oraciones a ti y en mi hablar a los demás. Tal vez el mayor regalo que puedo dar a otros no se encuentra en una caja cubierta de papel de regalo y lazos, sino en las palabras que uso para animarlos, inspirarlos, confortarlos o desafiarlos. 

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments